Damas de honor

Las damas de honor y sus vestidos

Cuando hablamos de damas de honor, enseguida pensamos en las bodas americanas, pero, ¿sabías que su origen está en Europa?

La tradición de las damas de honor surgió en las bodas de la Edad Media. Solía ser una niña menor de 12 años y familiar directo de la novia, que abría el camino de la novia hacia el altar. Tiempo después, las damas de honor eran chicas adultas que acompañaban y ayudaban a la novia. Y precisamente esa es su función que ha llegado hasta la actualidad en muchas bodas de todo el mundo.

Damas de honor Theia

Las damas de honor tienen que parecer como lo que son, un grupo de amigas que camina hacia el altar delante de ti, seguras de precederte, ayudarte y mimarte en ese día tan especial.

Vestidos de damas de honor armoniosos

Ser nombrada dama de honor es un halago, ya que significa que eres alguien importante para la novia y que quiere compartir contigo y que la ayudes en todos los preparativos y la acompañes durante uno de los días más importantes de su vida.

Pero, ¿cómo deben ser los vestidos de las damas de honor?

No es nada fácil contentar los gustos de varias mujeres, por muy amigas tuyas que sean todas, por eso escoger el vestido de las damas de honor, puede ser algo complicado.

Tú como novia querrás liderar la elección del vestido para las damas de honor, pensando en el estilo que le quieres dar a tu boda, el color de las flores que adornarán la ceremonia, en cómo será tu vestido o, simplemente pensando en tus gustos o preferencias.

Pero el modelo o color que tu consideres idóneo, puede ser que no convenza a alguna de tus queridas amigas, porque no se sientan favorecidas, porque no les gusta o porque no les encaja el precio. Lo mejor es que no impongas, si no que dialogues con ellas y les expliques porqué quieres elegir un color o un estilo concreto, explícales porque quieres ese tipo de vestido para tus damas de honor. No tienen porqué ir todas iguales, pero sí es verdad que lo ideal es que haya una armonía entre sus vestidos, ya sea de color, tejido o estilo.

Los vestidos de las damas de honor no han de ser de color blanco ni similares. Lo más habitual es que sean de tonalidades pastel en azul, malva, verde, etc., lisos y con algún detalle que tengan en común con la novia.

Novia y damas de honor felices

Hay diferentes opciones para los vestidos de tus damas de honor: que todas vayan iguales, que unas vayan de largo y otras de corto, que lleven el mismo vestido pero en diferente color… Al final hay que procurar que ellas estén cómodas, se sienten guapas y felices, y que tú como novia también estés contenta con la decisión final porque, a fin de cuentas, eres la protagonista del día.

Las damas de honor se hacen cargo del coste de su vestuario, zapatos, complementos, peinado y maquillaje. Al fin y al cabo se arreglarían igualmente para ir a tu boda, ¿verdad?

Precisamente por ello debes tratar con cuidado este tema y, como decíamos, no imponer, dialogar e intentar llegar a la mejor solución para todas. Piensa que te quieren, son tus amigas, saben que es algo muy importante para ti y seguro que no te lo pondrán muy difícil.

De todas maneras, existe un protocolo que debes conocer y que luego tú decidirás si lo sigues o no. Por norma general, las damas de honor no deben llevar un vestido de color similar al de la novia, ya que ésta debe destacar sobre ellas. Así, que deberás descartar para sus vestidos los colores blancos, cremas, beiges, etc.

Los mejores colores para los vestidos de las damas de honor son los tonos pastel y claros como amarillos, verdes, rosas, malvas, azules…, con preferencia en acabados lisos. En cuanto a los tejidos hay una gran variedad, pero los vaporosos suelen darle más romanticismo a la ceremonia. Así, deben optar por tejidos como gasas, muselina, tul, organza, seda, organdí… Según el tipo de ceremonia y sobre todo si es de noche, pueden optar por algún acabado brillante que haga destacar su papel bajo las luces.

Colores, accesorios… de las damas de honor

Accesorios para las damas de honor de L'esprit des fleurs

Para elegir o crear los vestidos que llevaran tus queridas damas, puedes hacerlo en el mismo sitio donde diseñen o compres tu vestido de novia. De esta forma, te aseguras esa línea armoniosa que buscas, además de poder compartir los días de prueba, ayudándote en tus decisiones, lo que creará un ambiente de diversión y complicidad entre vosotras muy bonito.

Y piensa también en el calzado, ya que no deben ser las damas mucho más altas que la novia, así que muchas veces lo mejor es escoger zapatos de tacón medio o incluso planos.

Los expertos dicen que los trajes o tocados de las damas de honor deben tener algo de relación con el de la novia, y con ello puedes jugar. Por ejemplo, que lleven en el pelo unas flores que coincidan con las de tu ramo de novia o en forma de detalle floral que adorne su vestido, o incluso pueden llevar en las manos un mini ramo que sería una versión pequeña del tuyo.

Como dato curioso, la tradición dice que las damas de honor deben ser solteras y de edad similar a la novia, pero a efectos prácticos hoy en día ésta elige a sus acompañantes más por motivos sentimentales y por la relación que tiene con ellas.

Desfiles de Novia te recomienda…

Acerca del autor:

Deje su comentario

For security, use of Google's reCAPTCHA service is required which is subject to the Google Privacy Policy and Terms of Use.

I agree to these terms.

Suscríbete a nuestro Newsletter

 

Apúntate a nuestra lista y te mantendremos informada sobre las principales novedades del mundo de la novia

Gracias por registrarte en nuestro blog, para acabar, comprueba tu correo electrónico para activar tu suscripción.